Si sientes que esa llama de pasión ya no está presente en tu vida, aquí te decimos el por qué…
Foto: Unsplash
Foto: Unsplash

Un equipo de investigadores de la Universidad de Turku, en Finlandia, realizó un estudio para evaluar los cambios en la función sexual de un grupo de 2.173 mujeres a lo largo de 7 años. El trabajo analizó aspectos como la satisfacción sexual, la capacidad de llegar al orgasmo, la excitación y el dolor durante el coito.

Uno de los resultados que más llamó la atención reveló que los cambios en el estado sentimental de las mujeres a lo largo de esos 7 años de estudio tuvieron un impacto en varias de las funciones sexuales analizadas.

En concreto, las mujeres que mantuvieron la misma pareja durante ese tiempo experimentaron la bajada más acusada… el deseo sexual.

Aquellas que habían encontrado un nuevo compañero tuvieron cambios en menor grado, mientras que las solteras al final del estudio no mostraron diferencias en el deseo.

Los autores también reportaron que la mayoría de los aspectos estudiados fueron muy variables a lo largo de los 7 años, especialmente la satisfacción sexual. Además, el estado inicial en las funciones sexuales no pareció influir significativamente en el final.

FACTORES QUE INTERVIENEN PARA DISMINUIR EL DESEO SEXUAL:

•    La edad

•    La antigüedad de la relación

•    Algunas variables asociadas a la pareja como la monotonia

Debido a ello, las disfunciones sexuales deberían tratarse de manera individualizada para cada caso, y tener en cuenta todos estos factores, que a menudo están interconectados, según afirman los científicos.

De todas las funciones estudiadas, la capacidad de las mujeres para tener un orgasmo fue la que se mantuvo más estable a lo largo del tiempo, y en todos los grupos mejoró, especialmente en aquellas que eran solteras al final del estudio.

Las disfunciones sexuales son problemas que afectan a la calidad de vida y a las relaciones de pareja. Para tratarlos, es necesario conocer a fondo cuáles son los factores implicados en estos procesos y estudiar cómo evoluciona el deseo sexual a lo largo de la vida de una mujer.

Cabe señalar que este problema afecta al 43% de las mujeres y el 31% de los hombres, y se da principalmente a partir de los 50 años.

CÓMO IDENTIFICAR LA FALTA DE APETITO SEXUAL:

En las mujeres es muy evidente pues las ganas por seducir a la pareja no están en nuestra mente, además se tiene falta de excitación, hay sequedad vaginal y cuando se tienen relaciones sin deseo, por ende provocará dolor en la penetración.

TRATAMIENTO:

Va desde la consulta para analizar a fondo la relación y detectar los principales problemas que llevaron a este punto, y hasta la medicación, sin embargo, algo que los expertos en el tema recomiendas es que si la mujer ha notado que no tiene deseo sexual lo hable con su pareja y busquen ayuda, en lugar de callarse pues omitir una realidad puede desencadenar graves problemas.

Con información de El Universal

Categories: Salud