Si cada que te baja te quedas tirada en un tapete, te duele hasta el alma y no puedes ni trabajar, quizá tengas endometriosis

La endometriosis es una enfermedad crónica en la que la capa interna del útero, llamada endometrio, que se desprende mes con mes, se adhiere a algún órgano fuera del útero.

Suele alojarse dentro de la pelvis y la cavidad abdominal (ovarios, trompas de Falopio, superficie externa del útero, vejiga, uréteres, intestinos y recto), pero hay casos raros en los que puede viajar hasta los pulmones. Los síntomas dependen de dónde esté adherido el tejido maldito: si está en las trompas o los ovarios, puedes tener problemas reproductivos, pero si tienes diarrea o dolor intenso al ir al baño, puede que se te haya ido al intestino.

 

¿Cómo sé si la tengo?

Hay tres características:

  1.  Dismenorrea. Tener cólicos es normal, pero que siempre te tiren dos días seguidos es un signo de que algo no anda tan bien.
  2. Dispareunia. Si cada que quieres echar pasión es más el sufrimiento que la gozadera, te tienes que ir a checar. No es normal sentir dolor al tener relaciones sexuales.
  3. Infertilidad. Si no has logrado embarazarte y has estado intentando durante un año o 6 meses (en mayores de 35 años) y no hay otra causa médica de tu infertilidad.

Si tienes algún síntoma de la triada característica, o peor, todos los síntomas, te urge ir al ginecólogo. Tratarte a tiempo puede mejorar muchísimo tu calidad de vida y tus posibilidades de embarazarte.

Checa otros datos importantes:

  • 12% de las mexicanas, o sea, 7 millones de mujeres, la padecen
  • 1 de cada 4 mujeres, de entre 25 y 44 años, tienen la enfermedad

 

¿Tiene solución?

¡Primero hay que diagnosticar! Los ginecólogos son los indicados para determinar con certeza si tienes o no un problema mayor. Es necesario realizar una laparoscopia, porque permite observar dónde están los implantes de endometrio y realizar una toma de biopsia y así diagnosticar si tienes la enfermedad o no, ya que muchos síntomas son semejantes a los del síndrome de colon irritable o a los problemas en vías urinarias.

Tratamientos

Depende de la gravedad de la enfermedad, de los síntomas y de las ganas (o no) de tener hijos.

  • Farmacológico

Si el síntoma principal es el dolor, se puede recurrir a los analgésicos. Los tratamientos hormonales ayudan a retardar el desarrollo de tejido endometrial, por lo tanto, evitan la formación de nuevas adherencias.

  • Quirúrgico

Ayudan a extraer o fulgurar las adherencias y eso disminuye de forma importante el dolor; sin embargo, los síntomas podrían regresar. Entre 40 y 80% de las mujeres vuelven a tener adherencias a los dos años de la cirugía.

  • Histerectomía

Es el tratamiento más extremo, pues se retira por completo el útero, o sea, ya no te va a bajar ni podrás embarazarte.

por:;Moi.

Categories: Salud