Es común sentir la necesidad de orinar o querer vaciar nuestra vejiga cuando nos sentimos tensos y nerviosos, dijo el Dr. Tom Chi, profesor asociado de urología en la Universidad de California en San Francisco, en una entrevista para Live Science.

Cuando no nos sentimos nerviosos o ansiosos, nuestra vejiga se relaja mientras se llena con la orina de los riñones. En contraste, el esfínter externo de la vejiga se encuentra bien cerrado para asegurarse de que la orina no se escape, comentó Chi.

Una vejiga saludable puede contener hasta 2 tazas (16 onzas líquidas) de orina. Una vez que el saco muscular está lleno, “la vejiga envía una señal a través de la columna vertebral hasta el cerebro que dice: ‘Está bien, estoy lleno; me tengo que ir’”, en palabras Chi. Una vez que se recibe esta señal y la persona está lista, la vejiga se contrae y el músculo del esfínter externo se relaja, dejando que fluya una corriente de orina.

Resultado de imagen para gif get pee

¿NERVIOS ES IGUAL A IR A ORINAR?

Los médicos no están del todo seguros de por qué las personas tienden a sentir el llamado de la naturaleza en momentos de ansiedad, en gran parte porque la necesidad de orinar está controlada por muchos factores, incluidos los nervios a lo largo de la médula espinal, el cerebro y sus emociones. Pero los investigadores tienen dos hipótesis del por qué de este fenómeno, comentó Chi.

Hipótesis #1

Una idea es que cuando estás ansioso o nervioso, tu cuerpo entra en un modo de lucha o huida. Esta respuesta tensa y llena de adrenalina puede estimular la necesidad de aliviarte. Estos sentimientos en tu cuerpo puede aumentar la producción de orina en los riñones. Sin embargo, aún no se entiende muy bien, dijo Chi. Pero se piensa que “bajo estrés, el sistema nervioso central se activa para operar a un nivel más alto de sensibilidad, lo que significa que se necesita menos para activar el reflejo”, el Dr. Alan Wein, profesor de urología en Penn Medicine en el Universidad de Pennsylvania, dijo a Live Science.

Hipótesis #2

La segunda idea sugiere que cuando estás nervioso, tus músculos se tensan, “y uno de esos músculos puede ser la vejiga”, dijo Chi. “Cuando eso sucede, te dan ganas de orinar”.

Si estás nervioso y sientes la necesidad de orinar pero no tienes un baño cerca, Chi recomienda distraerse o hacer ejercicios de meditación para relajar tu mente y tus músculos.

Fuente: LiveScience

Categories: Salud