Las mujeres que crecen sin padre tienen dos características principales; son más inteligentes y fuertes. Esto no es algo que la sociedad diga; lo aseguran expertos.

Investigadores de la Universidad de Harvard, aseguran que las mujeres que crecieron sin padre son más fuertes e inteligentes. Tienden a ser más independientes y exitosas por lo que han vivido con la ausencia paterna.

Los estudios señalan que las mujeres que sostienen solas el hogar, son claramente un ejemplo a seguir para sus hijas y regularmente crean un ambiente positivo. Por supuesto que esto depende de la madre.

Los psicoanalistas afirman que el ejemplo de la madre depende mucho de cómo será la hija, ya que gracias a ello, la personalidad se va creando .Por lo tanto, si la madre es independiente, segura y siempre busca el crecimiento, la hija será así también.

En algunas mujeres la ausencia de un padre puede resultar menos favorable, pero como ya se mencionó la madre influye más, ya que entre madre e hija existe un vínculo desde el vientre.

Asimismo, los especialistas indican que es muy importante educar a los hijos para ser independientes, pues solamente así podrán enfrentarse a la vida y ser exitosos tanto personal como profesionalmente.

Categories: Tendencias