Ya lo hemos dicho muchas veces, no todo lo que se ve en la red es verdad. Y si no, que se lo digan a los ‘followers’ de esta chica, que se sienten de lo más decepcionados.

El trabajo de los ‘influencers’ es uno de los más envidiados en los últimos años: te regalan lo último en ropa y belleza, viajes de ensueño, te invitan a comer en lujosos restaurantes, eres VIP en los clubs más solicitados y uno más en los eventos con las ‘celebs’. ¿Quién no querría vivir de ello?

Cuando a estos nuevos famosos se les pregunta cómo han llegado hasta ahí, ninguno sabe responder, todos dicen que ha sido sin darse cuenta, que poco a poco a la gente le empezó a gustar su contenido, pero que no hicieron nada en especial. Sin embargo, ya hay ‘influencers’ que se han dado cuenta de que su trabajo es el sueño de muchos, así que han decidido crear cursos para que sus ‘followers’ puedan ser como ellos. Aunque las cosas no siempre salen tan bien como se espera.

Es el caso de Aggie Lal, la creadora del blog ‘Travel in her shoes’, especializado en viajes. Creó un curso, ‘Mastertribe’, es decir, un máster para su tribu (tal y como llama de forma cariñosa a sus seguidores de Instagram) en el que enseñaba a ser ‘influencer’. Duraba 12 semanas y costaba 500€. ¡Parece increíble! Pensarás «¿Quién se va a gastar tanto dinero en ese curso?». Bueno, pues vas a flipar, porque había 380 personas inscritas. Sin embargo, todos esos clientes han resultado estar muy descontentos.

Ya desde el principio todo era un poco sospechoso por el precio tan desorbitado del proyecto. Sin embargo, Angie se excusó diciendo que quería que ‘doliese’ para que los que se apuntaran fueran aquellos que están realmente interesados.

Era ‘online’, por lo que Angie tenía que subir vídeos dando las lecciones. El problema llegó cuando de repente dejó de subir vídeos, que ya de por sí antes eran de mala calidad, alegando una mala conexión WiFi, aunque seguía publicando fotos en su blog personal. Ante el descontento de los afectados, la ‘influencer’ se ha disculpado en su último post.

El pie de foto dice lo siguiente: «Me desperté con la terrible noticia de que algunos de los estudiantes en mi curso de ‘Mastertribe’ se sienten decepcionados. Estaba desolada porque este curso era mi bebé, en el que he estado trabajando desde junio. Nos llevó 9 meses a mí y a mi equipo crear casi 9 horas de clases de vídeo. Nunca he ocultado ninguna información, siempre he sido abierta sobre todo lo que sé: incluyendo compartir mi media kit, ejemplos de correo electrónico, Lightroom, Photoshop y tutoriales de cámara, etc. Quiero pedir disculpas sinceras desde el fondo de mi corazón a cualquier persona que sienta que lo que compartí no fue suficiente.

Debido a algunos obstáculos con mi salud y conectividad WiFi, cuatro de los 66 vídeos no se subieron según lo programado la semana pasada. Me disculpé el fin de semana con la ‘Mastertribe’ directamente, pero ninguna excusa puede justificar que no apareciese ante quienes más me importan, mi tribu. He hablado directamente con cada ‘Mastertriber’ y le he ofrecido a cualquier persona que se sintiera decepcionada con toda la situación un reembolso completo (que se procesará este domingo).

Me he sentido honrada de que tanta gente hermosa se uniera a la clase y me siento realmente mal por haber decepcionado a mi tribu. Mi intención siempre ha sido la de inspirar a esta comunidad a la que amo mucho y nunca querría que alguien se sintiese estafado. Estoy hablando de forma cercana con cada miembro de la ‘Mastertribe’, pero quería que mi comunidad en general sepa lo que está pasando. Mi objetivo es apoyar a la próxima generación de ‘Instagramers’ compartiendo aprendizajes de mi viaje hasta ahora».

Bueno, al menos ha reconocido sus errores. Esperemos que se solucione pronto, pero toma nota, porque no te puedes fiar de nada de lo que ves en Internet.

por:cosmo.

Categories: Famosos